Clasicosis

Cine Clásico: 'Los blues de Pete Kelly' Música entre gánsteres.

La ceniza llama a la ceniza. El polvo al polvo. La mujer te arrastra a la tentación. El whisky te arrastrará al demonio.

Ficha: Los blues de Pete Kelly.

La historia de la película que hoy tratamos en Clasicosis, 'Los blues de Pete Kelly' (Pete Kelly's Blues, 1955), ha sido tratada en todos los formatos posibles. Primero fue un show radiofónico protagonizado por el mismo actor que en su versión cinematográfica. Y por último años más tarde tras el estreno de esta última, el mismo actor se encargó de producir una serie televisiva con la misma historia.

En 1927 en la ciudad de Kansas Pete Kelly (Jack Webb) y su banda de jazz tocan todas las noches en un bar clandestino. Un gángster local, los obliga a convertirlo en su agente yesto también significa tomar a la novia alcohólica de este último como cantante. Kelly pronto se da cuenta que ha cometido un gran error y que la rica Ivy, a la cual tiene enamorada, es ahora la única cosa decente en su vida.

Al parecer es una historia que le encantaba a Jack Webb, quien no solo realizó la serie radiofónica y produjo la serie televisiva, además fue el director y protagonista de esta cinta. Pese a todo, en mi opinión, el resultado final es una cinta bastante irregular, donde la música puede ser lo mejor que posea. En algunos momentos parece que la historia no avanza, ya que el matón que intenta hacerse con el control de la banda, como ya ha hecho con otras tantas, no se muestra muy autoritario, les deja pensar si quieren aceptar su oferta o no, cuando en realidad no hay ninguna otra alternativa posible. Al final del metraje todo se acelera para que toda la nueva situación de la banda se solucione.

Como ya he nombrado Jack Webb es el protagonista del film, interpretando al líder de la banda que lleva el nombre de su personaje, además toca la corneta. Su personaje es difícil de definir, es un buen hombre dentro de un mundo donde se mueven estafadores y matones,  pero además trata con mano dura a sus amantes. La principal de estas es Ivy, interpretada por Janet Leigh, ella es una mujer rica que vive de fiesta en fiesta. En la piel del mafioso se mete Edmond O'Brien, quien no tiene tanta participación como me gustaría, ya que cada vez que aparece es un seguro de que algo importante pasará. Peggy Lee es la novia de este último, como muchos personajes como el de ella, es una mujer que se deja llevar por su peligroso acompañante y que sabe en el peligro en el que puede estar. Como un secundario de lujo, que también posee poca participación está Lee Marvin, quien es uno de los músicos de la banda y mano derecha del líder de esta.

Para mí ha sido una película con poca transcendencia, con una estupenda banda sonora pero con unos personajes que me han parecido poco creíbles.