Clasicosis

Cine Clásico: 'Almas en la hoguera' Bombarderos de guerra.

-Yo no creo en la mala suerte. Siempre hay una razón.

Ficha: Almas en la hoguera.

Todas las guerras que han ocurrido durante la historia de la humanidad han dado lugar a múltiples historias, ya sean de heroicidad, de superación o de cobardía. Muchas de estas historias han sido recogidas en la literatura, y otras tantas han sido recogidas en el cine. Además de todos los conflictos que han habido, quizás la II Guerra Mundial, ha sido la que más historias nos ha dejado. Hoy traigo una de esas historias, protagonizadas por el bando norteamericano.

En 'Almas en la hoguera' (Twelve O'Clock High, 1949) nos situamos en la II Guerra Mundial, como ya dije. Fred Savage (Gregory Peck) oficial de las Fuerzas Aéreas de los Estados Unidos es enviado a Inglaterra para hacerse cargo de una unidad de bombarderos. Cuando llega allí se encuentra que todo es un caos, los malos resultados ha invadido el lugar y los soldados no están bien anímicamente. Pero con su llegada, al principio, la cosa no cambia, ya que estos son reacios a obedecer al nuevo oficial al mando. Imponiendo mano dura, Fred, hace que el escuadrón empiece a dar resultados y una buena imagen, además de empezar a ganarse la confianza de sus hombres.

El film fue dirigido por un hombre que, pese a no ser tan conocido hoy en día, no es uno de esos nombres de los que se hable mucho, tiene mucha historia en el cine, ya que vivió y trabajó en el cine mudo y sonoro, en blanco y negro y en color, me refiero a Henry King. Aunque esperaba una película con más acción, ya que tratándose de un grupo de aviadores, esperaba más escenas de espectáculos aéreos, pero no, solo tiene un gran momento en el aire, y no está rodado para el film, sino que son imágenes reales de la guerra. Así que volvemos a estar ante un film más complejo, en el que se premia más la evolución de los personajes, todo ello en el contexto de la presión que ejerce un conflicto bélico sobre ellos.

Todo la historia está centralizada en el personaje de Fred Savage, interpretado genialmente por Gregory Peck. Su personaje es un oficial seguro, autoritario y sincero, en cierta manera, al principio me recordaba a el Sargento de hierro, algo más light, de Clint Eastwood. Pero también es en su personaje en el que se aprecia los mayores estragos de la guerra, ya que aunque intenta mantenerse alejados de sus hombres, e intentar estar siempre en pie, al final termina apreciando a varios de sus hombres, lo que hace más difícil el día a día. Aunque el papel protagonista, está interpretado por un gran actor, el premiado fue un secundario, ya que Dean Jagger, obtuvo el Oscar al mejor actor de reparto, por interpretar a la mano derecha del anterior oficial.

Pese a que creo que estamos ante un buen film, le falta algo, no transmite del todo bien la dureza de la situación a la que los soldados se enfrentan día a día. Las escenas de mayor dureza no logran acercar al espectador a la situación de la que están viviendo. Pero al menos entretiene, que no es poco.