Clasicosis

Cine Clásico: 'Ladrón que roba a ladrón' Cumple 70 años.

-¿Qué tipo de pastillas son estas?

-Hemos intentado decírselo, son pastillas de gasolina.

Ficha: Ladrón que roba a ladrón.

Durante esta semana, más bien, el miércoles, debía de haber hablado sobre esta película, 'Ladrón que roba a ladrón' (Jitterbugs, 1943), ya que era ese día cuando cumplía sus 70 años, pero por diferentes motivos, me fue imposible hacerlo en la fecha correcta, pero bueno, unos días después enmiendo el error, y os traigo a unos clásicos de la comedia, como son Stan Laurel y Oliver Hardy, conocidos aquí en España, como el gordo y el flaco.

Ollie y Stan son unos músicos que van de pueblo en pueblo ofreciendo su espectáculo, pero en el camino y debido a la escasez de combustible por la Segunda Guerra Mundial se quedan tirados. Así se cruzan con un timador, que dice tener la fórmula para convertir el agua en gasolina. Los tres llegan a un pueblo ofreciendo este producto milagroso, allí se conocen a una joven cuya tía ha sido timada y le han robado 10,000 dólares. Por ello, los tres caballeros deciden ayudar a la joven a recuperar dicho dinero.

Aunque no soy un gran fan de la pareja cómica, hay que reconocer que fueron unos grandes del género, desde sus inicios en el cine mudo y en su etapa sonora, ya que supieron adaptarse de una forma esplendida a la evolución tecnológica de la industria. El film que ha cumplido años esta semana se sitúa en la etapa final de sus carreras como pareja cómica, una época en la que iban de estudio en estudio, sin poder realizar el trabajo como ellos querían, muchas de las películas que realizaron por esa época no poseían el sello de identidad que la pareja confería a sus cintas. Pero quizás este film, destaque un poco por encima de los que rodaron en esta etapa, un film donde vuelven a encontrar parte de aquello que los llevo a la fama, un buen humor visual y diálogos ingeniosos.

Aunque como se ha dicho, pueden que no estemos ante el mejor trabajo de ellos, la pareja hace uso de su talento y de la gracia que poseían esta pareja, ya que el ver a un ingles que su peculiar acento, Stan Laurel, y a un sureño estadounidense, Oliver Hardy, también con su acento peculiar, les confería un encanto especial a la pareja. Además en el film, podemos verlos junto a un simpático Robert Bailey, que interpreta a un timador de poca monta, , que interpreta a un timador de poca monta, y  también junto a una encantadora Vivian Blaine, que además nos ofrece algunas actuaciones musicales.

Creo recordar que esta es la primera vez que dicha pareja cómica aparece en el blog con un post en el que ellos son los protagonistas absolutos, así que sirva este aniversario como homenaje a ellos, que pese a que no estamos ante su mejor obra, si ante una importante que les permitió resurgir en una mala etapa en sus carreras.